Ponencia: LA PROMOCIÓN DE COMPETENCIAS EN EL BACHILLER MEDIANTE LA ENSEÑANZA DE ASIGNATURAS EN LENGUA EXTRANJERA

April 19, 2014

Ponencia Presentada en: 1er Congreso Estatal de Investigación e Innovación Educativa (Memorias del congreso). Octubre 2009.

 

Autora: Dra. María de los Angeles López Ortega

angie225@hotmail.com

 

Como estudiante universitaria no tuve la oportunidad de ir a estudiar al extranjero, pero afortunadamente la universidad en donde estudiaba realizaba intercambios y nos daba la oportunidad a los mexicanos que dominábamos el inglés de estudiar junto a los canadienses alguna asignatura. Esta experiencia fue muy enriquecedora para todos, tuve profesores extranjeros, tuve compañeros mexicanos que estudiaban diversas licenciaturas y compañeros canadienses, así que durante unos meses todos aprendíamos de todos, además de mejorar notablemente mi inglés.De esta experiencia aprendí que era posible estudiar cualquier asignatura en lengua extranjera teniendo un profesor capaz y comprometido con la preparación de su clase (mi primer profesor tenía la nacionalidad francesa, pero se había naturalizado canadiense, y a pesar de que su lengua materna era el francés, me impartió la asignatura de Antropología de los Sistemas Económicos y Globalización en inglés; la segunda que tomé fue Etnografía de México y me la impartió una maestra alemana muy preparada en la materia y también a pesar de que su lengua materna es el alemán nos impartió la clase en inglés) y con alumnos motivados y comprometidos a sólo utilizar la lengua extranjera, es este caso el inglés.Así que no dudé en impartir las asignaturas de Administración I y Administración II cuando el director de preparatoria me propuso que las diera en inglés. Las impartí durante 3 años. Fue un reto, sobretodo la primera vez, y ahora deseo compartir mi experiencia para que otras escuelas puedan brindar a sus alumnos la oportunidad de mejorar su inglés y de prepararlos para un posible intercambio en el futuro.Nuestro gobierno quiere estandarizar la educación a nivel bachillerato, además de que es una forma de mejorar la calidad de la educación (en bachillerato hay muchos docentes sin preparación pedagógica, entonces se desea de que independientemente de la preparación académica, todos los docentes sin excepción sean preparados para impartir sus clases en un modelo en el que ayude a sus alumnos a desarrollarse en competencias) y de que los alumnos salgan mejor preparados para enfrentarse a los problemas que en la vida se le presenten. Por lo tanto se hizo una Reforma Integral de la Educación Media Superior, la cual establece 11 competencias para el bachiller.Este trabajo pretende mostrar otra alternativa para promocionar las competencias en el alumno de nivel bachillerato mediante la enseñanza de una asignatura en alguna lengua extranjera y también que sirva para preparar a los alumnos a que realicen sus estudios en países en donde la lengua oficial sea el inglés o bien brindarles la experiencia de estudiar al menos una asignatura en lengua extranjera.Se utiliza una metodología meramente empírica, basada en la experiencia de dar las asignaturas de Administración I y Administración II en inglés durante 3 años.Este trabajo se enfocará a la promoción de las competencias del bachiller y éstas son las siguientes:1.- Se conoce y valora a sí mismo y aborda problemas y retos teniendo en cuenta los objetivos que persigue 2.- Es sensible al arte y participa en la apreciación e interpretación de sus expresiones en distintos géneros 3.- Elige y practica estilos de vida saludables 4.- Escucha, interpreta y emite mensajes pertinentes en distintos contextos mediante la utilización de medios, códigos y herramientas apropiados. 5.- Desarrolla innovaciones y propone soluciones a problemas a partir de métodos establecidos 6.- Sustenta una postura personal sobre temas de interés y relevancia general, considerando otros puntos de vista de manera crítica y reflexiva 7.- Aprende por iniciativa e interés propio a lo largo de la vida 8.- Participa y colabora de manera efectiva en equipos diversos 9.- Participa con una conciencia cívica y ética en la vida de su comunidad, región, México y el mundo 10.- Mantiene una actitud respetuosa hacia la interculturalidad y la diversidad de creencias, valores, ideas y prácticas sociales 11.- Contribuye al desarrollo sustentable de manera crítica, con acciones responsablesLas primeras tres competencias del bachiller tienen que ver con el desarrollo de su autoestima, un aspecto olvidado en el pasado. Se busca que el alumno se conozca, se cuide y se descubra como una persona valiosa. Hay estudiantes que se quejan de que no pueden aprender idiomas o no le encuentran sentido a la clase de lengua adicional al español; con la impartición de una asignatura en lengua extranjera el alumno puede demostrarse a sí mismo que puede superar retos, en este caso entender y expresarse en otra lengua y al final aprobar una materia que consideraba al principio “difícil”.La cuarta competencia del bachiller tiene que ver con su comunicación. Podemos aprovechar la necesidad tan grande que tienen los adolescentes de comunicarse, pero necesitamos retomar la parte formal de la comunicación; es decir, fomentar que los alumnos escriban y hablen con propiedad, que eviten las abreviaturas de moda que usan comúnmente en los mensajes de celular y correos electrónicos y que luego les crean un mal hábito que los lleva a usarlas en tareas y trabajos. También como docentes necesitamos fomentar que los alumnos se llamen por sus nombres y no por apodos, debemos prohibir el uso de palabras altisonantes y ofensivas. Mediante la impartición de una asignatura en un idioma extranjero ayudamos a que los alumnos puedan comunicarse en otra lengua con soltura y con un vocabulario a nivel científico que les servirá en su quehacer profesional.Las competencias quinta y sexta se refieren al pensamiento crítico y reflexivo que se refieren a fomentar la innovación, al razonamiento, a cuestionar.La competencia séptima se refiere a que los alumnos aprendan a aprender. El docente está mediando el aprendizaje, pero el alumno también es responsable. Necesita aprender por sí mismo. El alumno puede lograrlo con un buen libro de texto o investigando por su cuenta sus inquietudes producto de lo visto en clase.La competencia octava se refiere al trabajo en forma colaborativa. Que los alumnos piensen en los demás, tomar parte de todo el proceso del trabajo en equipo. No sólo pensar en lo que a él le toca hacer, sino en el trabajo que se hace en conjunto.Las competencias novena, décima y décima primera tratan acerca de la responsabilidad en la sociedad. Dejar de criticar todo y mejor responsabilizarse de lo que se puede hacer para cambiar al mundo (por ejemplo no culpar a los políticos de los problemas de la sociedad, mejor ser un ciudadano responsable y no ser corrupto).Los maestros necesitan primero tener desarrolladas todas las competencias del bachiller antes que desarrollar las competencias del docente. Hay una relación directa entre las competencias del bachiller y las del docente. Los docentes para poder exigir a un alumno y poder educar debe ser congruente con lo que dice, piensa, siente y hace, de lo contrario perderá credibilidad y autoridad ante sus estudiantes.El aprendizaje debe ser significativo para los alumnos, para que puedan dar soluciones a los problemas que se les presenten en la vida, así que el docente necesita facilitarle el aprendizaje a sus alumnos realizando una buena planeación de sus clases (prestando mucha atención a los procesos de enseñanza y de aprendizaje y atendiendo al enfoque por competencias) y llevándola a cabo.Necesitamos prestar mucha atención a la evaluación para que ésta sea congruente con lo planteado en los objetivos y con las estrategias utilizadas.Debemos propiciar un ambiente sano para que de esta forma, a los estudiantes se les facilite desarrollar sus competencias.Al impartir una asignatura en inglés recomiendo seleccionar una materia cuyo temario sea del tipo introductorio, esto con la finalidad de que no se les dificulte tanto a los alumnos la comprensión del tema. En mi caso la materia llamada Administración I considero que tenía un temario introductorio, y después Administración II ya tenía un temario de nivel intermedio.Pienso que es importante el sustento teórico para de ahí irse a la práctica, así que considero oportunos los temas que la misma escuela me proporciona para impartir mis asignaturas, así que respeto los contenidos y los preparo lo mejor que puedo.Para poder impartir una asignatura en inglés, así como en cualquier otra lengua, es necesario tener un adecuado manejo grupal. Se necesita una atmósfera de respeto, en donde exista confianza para expresar las ideas. No se puede permitir a nadie que se burle o que critique el acento, la pronunciación, etcétera de sus compañeros. Se necesitan clases cortas de entre 50 y 60 minutos por sesión para poder mantener la atención de los alumnos y evitar los “saboteos de clase” tales como que estén platicando unos con otros y que eso distraiga y no permita que los demás atiendan la clase, las distracciones con teléfonos celulares, los reproductores de música entre otros.Es importante que el alumno se dé cuenta de que es capaz de expresar sus ideas, de formular preguntas, de aclarar sus dudas y de comprender la clase. Si el manejo de grupo se sale de control, se corre el riesgo de que los alumnos con el nivel de inglés más bajo, además de los alumnos más tímidos y sensibles, en lugar de aumentar su autoestima y su autoconfianza la disminuyan al ver que los compañeros se burlan unos de otros y que no hay una autoridad que ponga orden.A diferencia de una asignatura de inglés como Lengua Adicional al Español, en la impartición de la clase no se hace tanto hincapié en la excelente pronunciación, ni en el acento, ni en la gramática, ni ortografía, ni la sintaxis. Obviamente se le corrige al alumno para que éste mejore su nivel, pero no con tanta exigencia, porque esto puede hacer que el alumno se ponga nervioso por tener que cuidar tantos aspectos y no pueda hacer sus aportaciones que tienen que ver directamente con los temas a tratar. Además debemos tener en cuenta la dificultad para dar ejemplos y soluciones en otro idioma, no nos debe sorprender que los alumnos hagan adaptaciones de vocabulario que es probable que no existan en la lengua extranjera, pero con tan de que haya fluidez se corregirán esos errores con todo tacto de manera que el alumno siga motivado a hacer aportaciones en clase.A mí en lo personal me ha dado buenos resultados revisar, tan seguido como me es posible, los apuntes de los alumnos acercándome al lugar de cada uno, esto lo aprovechaba para preguntar, sobre todo a los más callados y a los que se les dificulta más la materia, si habían comprendido la clase o si tenían algún comentario. Ese acercamiento les daba la confianza para externarme sus dudas e inquietudes y yo así me aseguraba de que no se fueran atrasando.Como apoyo recomiendo que se lleve un libro de texto en español para que los alumnos adquieran también el vocabulario de la materia en otra lengua, eso fomenta el bilingüismo. Yo utilicé el libro de Administración de Lourdes Munch, porque éste tiene particularidad de que explica con términos muy sencillos la teoría y siempre trae preguntas para revisar los conocimientos previos que tiene el alumno, luego pone ejercicios para aplicar la teoría. Así que en clase veíamos el tema en inglés y de tarea en casa el alumno revisaba lo mismo que habían visto en el salón pero ahora en español, así que podían aclarar sus dudas. Actualmente las editoriales tienen una gran variedad de libros de texto para la mayoría de las asignaturas a nivel bachillerato, si no es que para todas, y que pueden servir de apoyo para las materias que se impartan en alguna lengua extranjera.Se necesita diversificar las actividades en clase, de forma que los alumnos puedan aprovechar al máximo la clase y no se aburran. Cada vez que voy a planear una asignatura me demanda buscar nuevas estrategias de enseñanza-aprendizaje, me gusta ir innovando para lograr el aprendizaje significativo. Experimenté con distintas actividades, pero sólo mencionaré las que me dieron mejores resultados.Hay periodos en el que los alumnos formaban equipos y cada clase tenían que hacer una breve exposición. Yo les daba el material (ya en inglés), ellos tenían que hacer un resumen de éste, fotocopiarlo para cada uno de sus compañeros y exponerlo. Dependiendo del nivel de cada alumno en inglés se les exigía el nivel de exposición. Con los alumnos que tenían el nivel más bajo, yo misma les ayudaba, ellos leían el concepto y yo apoya con ejemplos o a veces si no sabían una palabra la decían en español y yo traducía al inglés. Me impresionó como esos pequeños detalles pueden hacer que el alumno vaya adquiriendo más confianza en sí mismo, ya que se demuestra que puede exponer en inglés y cada vez le sale mejor, además de que contaban con el respaldo de su equipo y por lo general el grupo era muy atento y respetuoso con ellos. Después de la exposición yo explicaba el tema, daba más ejemplos, les pedía ejemplos a mis alumnos, luego a veces escribía un apunte en el pizarrón y les pedía que lo copiaran, también llegaba a poner cuestionarios que resolvían con el resumen que ellos mismos habían hecho, a veces llevaba algún video que pudiera ilustrar mejor lo visto en clase, a veces les pedía que llevaran revistas para recortar e ilustrar algún tema, etc.Otra de las actividades que representaban un gran reto era la presentación de una entrevista de trabajo actuada y grabada ya fuera en audio, o en audio y video. La hacían por pareja, uno era el entrevistador y el otro el aspirante para determinado puesto, yo sólo les daba las preguntas clásicas de una entrevista de trabajo tanto para el entrevistador como para el aspirante (éste también debe mostrar interés en el puesto y hacer preguntas), después se les dejaba de tarea que las contestaran y luego las tenían que grabar. Era una tarea que los estresaba un poco por el reto que les implicaba, pero por otro lado la mayoría confesaba divertirse mucho, era común que se rieran mucho y les tocara repetir la grabación. Esta actividad la considero muy valiosa porque les ayudará en un futuro ya sea que les toque contratar o ser contratados. También les tocaba hacer su currículo en inglés. Estoy segura que tuvieron mucho aprendizaje significativo.También llegué a trabajar con lecturas de comprensión, les tocaba resumir o contestar cuestionarios acerca de estas.El uso de los diferentes medios y recursos didácticos han sido de gran ayuda para la impartición de mis asignaturas. Uno de los medios que más utilizo es el pizarrón, es un medio tradicional, que a lo mejor no es muy atractivo, pero es de gran ayuda para mis clases, les facilita la comprensión a mis alumnos visuales.Me gusta mucho usar videos para apoyar mis clases, no lo uso seguido pero sí busco ponerlos dos o tres veces al semestre. En mis asignaturas de Administración I y Administración II me gusta poner capítulos de la serie “El Aprendiz”, protagonizada por Donald Trump. Es un reality show en la que los competidores tienen que pasar por diversas pruebas empresariales, cada capítulo despiden a uno, al final el ganador obtiene trabajo para dirigir alguno de los proyectos de Trump y gana mucho dinero. Cada episodio dura de 30 a 45 minutos, y me ofrece excelentes ejemplos para discutir con los alumnos que complementan lo visto en clase (por ejemplo la ética, ejemplos de mercadotecnia como las ventas, la promoción, estrategias relacionadas con el producto, precio, etc.). Esta serie la vi recomendada en la página de internet de la autora Lourdes Munch.Los medios y recursos didácticos son excelentes herramientas para impartir mis clases, todos deben usarse con medida y debo buscar un equilibrio en su uso para que no pierdan su impacto.Sí se puede promover el aprendizaje de calidad en clases numerosas, creo que la mayoría de los docentes a nivel medio superior tenemos clases con muchos alumnos, y necesitamos aprender a impartir las asignaturas bajo estas condiciones. Un grupo numeroso tiene la ventaja de ofrecer diferentes puntos de vista, analizar un mismo tema con diferentes criterios. Los docentes tenemos que aprendernos el nombre de nuestros alumnos y conocerlos lo suficiente para darles la clase lo más personalizada posible hay dinámicas y actividades que se pueden adaptar a grupos numerosos. Los alumnos pueden desarrollar sus competencias y aprovechar la diversidad que tienen en su salón para aprender más sobre valores como el respeto, la responsabilidad, la tolerancia, etc. Aprender de los puntos de vista de otros, de otras costumbres y creencias. El estudiante puede desarrollar su autoestima, puede aprender a aprender, puede aprender a ser solidario y ayudar a otros cuando lo necesitan y también puede recibir ayuda.Se observa que los alumnos después de un tiempo, poco a poco manejan el vocabulario técnico propio de la asignatura en una lengua extranjera y en la lengua materna; van ganando confianza en ellos mismos.Es curioso como al principio reniegan que les den una materia en otro idioma, después cuando los encuentro en licenciatura se quejan de que ya no les den materias así, la mayoría acaba reconociendo que aprenden bastante y que les da ventajas en la vida, tales como apertura a otras formas de pensar, otros estilos de vida, les da herramientas para competir en un mundo globalizado.

 

Referencias

Munch L. Administración. Escuelas, proceso Administrativo, áreas funcionales y desarrollo emprendedor. En: http://www.pearsoneducacion.net/munch/. Extraído el 10 julio 2009.

PROFORDERMS. “Curso de capacitación docente del Diplomado en Competencias Docentes PROFORDERMS”. México D.F. Febrero 2009.

Please reload

Featured Posts

Presentación de los libros: Ciencia y Conciencia del Comportamiento. Psicología I y Psicología II.

May 3, 2016

1/5
Please reload

Recent Posts
Please reload

Search By Tags